Click acá para ir directamente al contenido

UGM realiza homenaje en memoria del profesor Fernando Moreno Valencia

Fernando Moreno era Doctor Honoris Causa de la Universidad Gabriela Mistral, año 2015. Fue docente de nuestra casa de estudios por más de 30 años.

Lunes 22 de junio de 2020

El viernes 19 de junio se realizó un homenaje póstumo virtual al profesor Fernando Moreno Valencia, quien desde 1989 formó parte de la Universidad Gabriela Mistral, y que el pasado 9 de mayo falleció a los 84 años de edad.

Nombrado Doctor Honoris Causa de la Universidad en 2015, el profesor Moreno creó la carrera de Filosofía y Ciencias Políticas, y también el Magíster en Filosofía Política. Además, fue Decano de la Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales, y director del Instituto de Filosofía.

En el coloquio de homenaje participaron virtualmente el Rector Sergio Mena, directivos, académicos, estudiantes y familiares del fallecido docente UGM. Entre ellos, su hijo Fernando Moreno Schmidt.

Hubo exposiciones de los académicos Eugenio Yáñez y Alejandro Serani de la Universidad San Sebastián, Gerardo Vidal de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, y Mariano Bártoli de la Universidad Abat Oliva de Barcelona -España-, quienes recordaron la vida y obra del profesor Fernando Moreno.

“Fue un extraordinario profesor, formador de miles de alumnos del área de las humanidades, algunos de los cuales hoy nos acompañan. Estoy seguro de que él estaría orgulloso de la fisonomía y el rumbo que está tomando la Universidad Gabriela Mistral”, declaró al inicio de la jornada el Rector Sergio Mena.

Discípulo de Jacques Maritain

Estudioso de Jacques Maritain y Santo Tomás de Aquino, su quehacer intelectual estuvo vinculado a la Doctrina Social de la Iglesia, la Teología, la Filosofía Política y la Epistemología. Publicó 15 libros, más de un centenar de artículos en diferentes ciudades europeas, y colaboró como coautor en más de 30 destacadas publicaciones internacionales.

“Fernando es quizás la persona que con mayor propiedad puede ser considerado en Chile como el discípulo de Jacques Maritain, entendiendo como discípulo no sólo a la persona que recibe las enseñanzas de un maestro y que luego defiende sus ideas, sino aquel que sin ser un repetidor asume de modo libre y auténtico una obra de pensamiento, y la prolonga respetando su espíritu”, recuerda Alejandro Serani, académico de la Universidad San Sebastián.

En 1982 fundó la revista Communio para América Latina, de la que también fue su director. Además, fue uno de los organizadores de la visita del Cardenal Joseph Ratzinger a nuestro país en 1985, y se transformó en colaborador del Papa Juan Pablo II y del Papa Benedicto XVI.

"Una vida marcada por el amor"

Desde 1975, Fernando Moreno Valencia fue docente en distintas universidades del país. Entre ellas la Universidad de Chile, la Universidad Católica de Chile, la Universidad Tecnológica del Estado -actual Universidad de Santiago-, la Universidad Católica del Maule y, desde 1989, la Universidad Gabriela Mistral.

Mariano Bártoli es uno de los exalumnos del profesor Moreno en la UGM, y actualmente es académico de la Universidad Abat Oliva. Para él, “Fernando era aquel que irradiaba sabiduría, irradiaba conocimiento y, a la vez, bondad y cercanía. Con la fuerza de su ciencia y de su ejemplo nos formó la cabeza y el corazón, pero no coaccionando e imponiendo, sino que, mostrándonos esa verdad, ese bien y esa belleza”.

Gerardo Vidal, académico de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, también tuvo la oportunidad de compartir con el profesor Fernando Moreno como docente y estudiante de doctorado. “Quiero creer que Fernando está orgulloso de ver cómo un grupo de discípulos y amigos han sido capaces de empinarse un poco en esa aventura por el conocimiento, la inteligencia y la verdad, sugiriendo que podemos volar por sí mismos, pero lo hacemos gracias a su bondad y amistad prestada con tanta gratuidad”, declara el académico de la PUCV.

Para Eugenio Yáñez, director del Instituto de Filosofía de la Universidad San Sebastián, “el peregrinaje de Fernando por este mundo, su paso tan fecundo en esta vida, yo diría que ha sido una vida marcada por el amor. Y hablar de él supone situarse en una triple perspectiva en este sentido: su inclaudicable amor por la verdad, su inquebrantable amor a Dios y a su iglesia, y un profundo amor por el prójimo”.

Por su parte Sebastián Buzeta, director del Instituto de Humanidades, Educación y Cultura de la UGM y exalumno del profesor Moreno, destaca que “la figura de Don Fernando como profesor, su legado intelectual académico y, por sobre todo, su capacidad de transmitir esas virtudes que lo llevaron a ser la persona que conocimos todos, adquiere radical vigencia y nos exige mantener este legado”.