Click acá para ir directamente al contenido

La Escuela de Arquitectura, Diseño y Artes Digitales realizó la charla “Pixar Animations Studios”

La charla fue dictada por Leif Pedersen, artista digital chileno con 15 años de experiencia en comerciales, televisión y cine, quien actualmente es parte del departamento de RenderMan en el estudio de animación Pixar de Estados Unidos.

Lief Pedersen, desde EE.UU., expuso sobre su trabajo como artista digital en Pixar, además de repasar el funcionamiento de los estudios de animación. 

Cada día es más la demanda de series, películas y videojuegos por parte de las personas. En el contexto de pandemia y de confinamientos, los productos de entretenimiento digital se hicieron más necesarios y consecuentemente las habilidades para producirlos. Por ese motivo, la Escuela de Arquitectura, Diseño y Artes Digitales de la Universidad Gabriela Mistral invitó para que dictara una charla telemática a Leif Pedersen, artista digital chileno con más de 15 años de experiencia en comerciales, televisión y cine, quién actualmente forma parte del departamento RenderMan en los estudios de animación Pixar.

Durante la ponencia, que se realizó a través de la plataforma Blackboard, Pedersen, desde EE.UU., no solo repasó aspectos de su experiencia profesional, sino que ilustró al auditorio virtual las características de su actual puesto de trabajo y las directrices de funcionamiento de Pixar Animations Studios. “En la charla hice un resumen del pipeline en Pixar. En otras palabras, el conjunto de herramientas creativas que une a múltiples departamentos para que la colaboración sea eficiente y predecible”.

Hace 5 años fue llamado a formar parte del equipo de RenderMan, como el renderizador oficial de Pixar, en donde no solo se encarga de realizar tareas propias de su labor, sino que también servir de “puente” entre los ingenieros y los artistas en Pixar.

Sobre la experiencia de trabajar en una empresa de esta magnitud y mundialmente reconocida, el expositor cuenta que “ha sido increíble en múltiples aspectos. El estudio se enorgullece en proveer espacios que promueven la colaboración y la creatividad, desde canchas deportivas a estudios de arte. También tienen una universidad propia donde uno puede capacitarse en este mundo súper cambiante de la animación”.

Chile y su futuro en la animación

Bajo ese prisma, surge la inevitable comparación y consiguiente pregunta ¿cuál es el estatus de Chile en el mercado de la animación y sus variantes? “En las últimas visitas que he realizado a Chile, he tenido la fortuna de conocer directamente a muchos profesionales creativos que están formando parte de nuevas avenidas creativas en el país, con varias compañías haciendo comerciales internacionales, juegos y cine. Me alegra mucho saber, también, que las universidades están cada vez más capacitadas con herramientas que usamos en acá en el estudio, como Maya, Houdini, etc. Esto es fundamental para el desarrollo de los estudiantes en sus campos laborales”.

Asimismo, cuenta que en las universidades que ha conocido en Santiago, entre ellas la Universidad Gabriela Mistral, pudo observar la calidad del trabajo de los estudiantes, la que según él es de alto nivel, además de que no dejan de lado sus raíces. “Me encantó ver como muchos de los proyectos incluían la cultura y la mitología Chilena. Hay tanta historia en Chile, desde los pueblos originarios, hasta las grandes migraciones y los impactos culturales de una gran diversidad de pueblos en diferentes regiones. Me alegra saber que estamos plasmando nuestra idiosincrasia en nuevos formatos para las nuevas generaciones”.

Tuve la suerte de visitar el campus de la UGM en Providencia y ver el gran trabajo de los estudiantes, incluso pude ver un cortometraje buenísimo y conversar de cerca con varios de los profesores. Fue contagioso el entusiasmo, en especial todas las preguntas que hacían los estudiantes y las conversaciones que se formaron con los profesores, se nota que es un campus positivo y lleno de ideas”, más aún cuando hoy en día la animación digital no solo se dedica a la industria del entretenimiento, “también es una herramienta fundamental para toda industria creativa (arquitectura, arte, construcción) y para otras como la medicina, la aeronáutica, etc. No le veo un tope al mundo del 3D”, finalizó.